fbpx
info@avalentia.com
965 04 69 92

Noticias

“SEGUNDA OPORTUNIDAD” Ha llegado el momento de solicitar la condonación de tus deudas

La población activa afectada por un ERTE, Cese de la Actividad o Desempleo es de más del 40%

 A.-) ¿POR QUÉ HA LLEGADO EL MOMENTO DE PLANTEARSE SOLICITAR LA CONDONACIÓN DE TUS DEUDAS?

A finales del mes de abril, concretamente el día 27 de abril de 2020, el diario informativo El Mundo publicaba una noticia bastante preocupante, ya que señalaba que “el 40% de la población activa está afectado por un ERTE, cese de la actividad o desempleo” (https://www.elmundo.es/economia/empresas/2020/04/27/5ea4792f21efa0075d8b46a3.html).

A esto hay que sumarle que los pequeños empresarios (PYMES) también están sufriendo de manera alarmante las consecuencias de la pandemia del COVID-19; así es, según una encuesta de CEPYME (Barómetro de Opinión período 3-4-2020 al 20-4-2020: https://www.cepyme.es/wp-content/uploads/2020/04/CEPYME-LaPYMEhabla_barometro_opinion-1.pdf) el 63,09% de las PYMES están sufriendo muy negativamente la crisis del COVID-19, el 32,84% negativamente, el 2,77% no le afectará, frente al 1,13% que le afectará positivamente y el 0,17% muy positivamente. Es decir, que al 95,93% de las PYMES la crisis le afectará, en mayor o menor medida, negativamente, lo que tendrá como consecuencia lógica que afecta directamente a sus empleados.

Pues bien, teniendo en cuenta que, según MUYPYMES.ES (https://www.muypymes.com/2019/06/14/las-pymes-sin-asalariados-representan-al-536-de-las-empresas-de-espana-mientras-que-las-microempresas-alcanzan-el-398) en junio de 2019, los empleos que crean autónomos y PYMES ascienden 16.228.419, que la población activa está entorno a los 19.000.000. personas, es claro que el impacto que se va a generar es consecuencias gravísimas.

B.-) ¿QUÉ NOS PASÓ EN LA CRISIS DEL 2008, 2009, 2010 Y …?

Una vez expuesto el alarmante panorama económico y de empleo, hemos de recordar qué nos pasó en la crisis anterior. A grandes rasgos, y aunque es cierto que los orígenes de ambas crisis son distintos (la de 2008 fue debida a una falta de liquidez por la burbuja inmobiliaria y esta por la desaparición repentina de oferta y de demanda, que en mayor o en menor medida, ya está generando esa falta de liquidez), hay un denominador común: la falta de liquidez que hace imposible o muy difícil cumplir con nuestros compromisos u obligaciones periódicas de pago.

Recuerdo como en los años 2009, 2010 y 2011 nos decíamos frases como estas:

  1. “Tengo que aguantar como sea porque esto pasará pronto”, y pedías un préstamo tras otro para pagar las cuotas de los prestamos anteriores.
  2. “No quiero dejar de cumplir con el banco porque soy una persona cumplidora”, e ibas al banco y te daban un segundo préstamo para ponerte al día del primero. ¿Si no podías pagar la cuota de un préstamo cómo vas a poder pagar dos cuotas?; pues nada, a seguir engordando la deuda y el agobio que teníamos para cumplir con nuestras obligaciones.
  3. “Si no pago al banco la hipoteca me echarán de mi casa y mi familia no me lo perdonará” o “no puedo permitir que mi familia se quede sin hogar”, con lo que uno iba al banco rogando una solución, y ésta era dar otro préstamo para, al igual que antes, ponerse al día de la deuda y poder dormir tranquilo unos días. Sí, sólo unos días, porque a los pocos días pensabas, si no puedo pagar una cuota cómo voy a poder pagar dos cuotas; y pensabas que, ¡bueno, seguro que alguna solución habrá!. Pero no, la solución no llega y lo que te venía era la notificación de la ejecución hipotecaria para que dieras tu vivienda en pago de la deuda; ¡Vamos que el banco te quería echar de tu casa porque no le pagabas!.
  4. “Tengo que seguir con la empresa, voy a refinanciar”; pues bien, esa refinanciación profesional o empresarial conlleva que avalaras tú, tu mujer o tu marido, tus hijos, tus padres y/o tus suegros, incluso algún otro familiar, y te hacían hipotecar otros bienes, como tu vivienda, herencias o cualquier otra propiedad que pudieras tener por el esfuerzo de toda tu vida.

Lamentablemente, estas situaciones las estoy volviendo a ver. Por lo que he decidido escribir este artículo para deciros:

  • Aunque la situación sea bastante alarmante, hay solución, como ahora indicaré.
  • Aunque consultes a tu banco para ver qué soluciones te aportan, como las moratorias en tus obligaciones recíprocas, consulta también a un abogado especialista y con experiencia en materia concursal y en segunda oportunidad. POR QUÉ:

PORQUE EXISTE EL “BENEFICIO DE EXONERACIÓN DEL PASIVO INSATISFECHO” (conocido por sus iniciales como BEPI) EN LA LEY CONCURSAL

C.-) ¿QUÉ ES EL BEPI?

Traducido a un lenguaje común: QUE PERDONAN TODAS LAS DEUDAS QUE QUEDEN DESPUÉS DE LIQUIDAR EL ACTIVO QUE TENGAS. O dicho de otra forma, que en el procedimiento concursal, tengas o no tengas activo, se perdonarán aquellas deudas que no se hayan podido liquidar con tu patrimonio. Con lo que si no tienes bienes a tu nombre, todas tus deudas se perdonarán o condonarán. Y si tienes bienes, los mismos se liquidarán para pagar las deudas, y aquellas que queden pendientes porque el activo no diera para pagarlas, se condonarán.

D.-) ¿POR QUÉ ES IMPORTANTE EL BEPI?

Porque, como he dicho antes, nos ofuscamos en que vamos a poder salir hacia adelante aumentando nuestra deuda con el banco, lo que conlleva incrementar la posibilidad, en un escenario tan negativo, de fracaso. Sobre todo, teniendo en cuenta los escenarios económicos que desde distintos organismos oficiales (Banco de España, consultores de prestigio -PWC, Deloitte, KPMG, Andersen Tax Legal, etc…, OCDE, CEPYME, OCDE, FUNCAS, etc…) pronostican a medio y a largo plazo sobre el crecimiento.

La importancia del BEPI reside en que te la oportunidad de EMPEZAR DE CERO, de no llevar en tus espaldas una losa crediticia y financiera para toda tu vida, de poder dormir tranquilo, de estar sereno, de llevar a cabo, aunque sea de otra forma, tu proyecto de vida personal y profesional (no olvidemos los “call centers” de los bancos y empresas de crédito que han vuelto locos y depresivos a la mitad de España con sus llamadas a todas horas)

Por ello recomiendo y aconsejo que antes de seguir sufriendo, de refinanciar tu deuda y de pedir prestamos para hacer frente a tus obligaciones regulares, CONSULTES CON UN EXPERTO EN DERECHO CONCURSAL Y SEGUNDA OPORTUNIDAD para poder EMPEZAR DE CERO.

En AVALENTIA ABOGADOS contamos con un equipo de profesionales especializados y con una experiencia de 11 AÑOS como Administradores Concursales, Abogados de Empresas y de Deudores Concursales, con experiencia en departamentos de empresas y de asociaciones en momentos de crisis económica y con una formación específica en la Dirección y Gestión de Empresas. Por lo que puedes contar con nosotros para asesorarte de la conveniencia o no de solicitar el BEPI o concurso de acreedores en tu caso concreto.

Departamento de CONCURSAL

AVALENTIA ABOGADOS

www.avalentia.com

#QuieroEmpezardeCero

#QuieroDormirTranquilo

#NoQuieroTenerDeudas

Respuesta

Servicios contratados Item Removed. Undo
  • No products in the cart.